El PP denuncia que “PRC y PSOE han dado un portazo al diálogo en la tramitación de Ley de Memoria Histórica

imagen

Iñigo Fernández critica que el PSOE ha impuesto al PRC y ahora quiere imponer a toda Cantabria una ley que tiene por objeto reabrir heridas en la sociedad

El PP denuncia que “PRC y PSOE han dado un portazo al diálogo en la tramitación de Ley de Memoria Histórica

El Partido Popular ha denunciado hoy que el Gobierno de Cantabria y los grupos que lo sustentan han dado un “portazo al diálogo” en la tramitación del proyecto de Ley de Memoria Histórica y Democrática, para imponer a todos los cántabros un texto que ha mandado escrito el PSOE desde Ferraz y que tiene por objeto reabrir heridas en la sociedad.

“Se lo dijimos durante el debate de la enmienda a la totalidad, retiren este proyecto de ley y sentémonos las veces que haga falta para entre todos redactar una nueva ley mediante el consenso, y la respuesta fue portazo al diálogo por parte del Gobierno”, ha lamentado el portavoz del Grupo Popular, Iñigo Fernández, para quien el mejor reconocimiento que se podía haber hecho a quienes fueron víctimas de la represalia política durante la II República, la Guerra Civil y la Dictadura, era redactar un texto mediante el consenso.

En su intervención en la Comisión de Universidad, Igualdad, Cultura y Deporte del Parlamento, que este martes ha debatido las enmiendas al proyecto de Ley, Fernández ha señalado que el debate en la fase de la Ponencia del texto ha sido un trámite “deslavazado y hasta irrespetuoso con el proceder parlamentario”, donde la coalición PRC-PSOE rechazó reunirse las veces que fueran suficientes para incorporar al dictamen aquellos puntos de vista en los que todos los grupos pudieran estar de acuerdo.

“No hay ningún interés por el diálogo, ni siquiera por escuchar”, ha dicho Fernández, como a su juicio demuestra que no se vaya a aprobar “ni una sola enmienda” de los grupos de la oposición.  

“No ha habido ninguna voluntad de acuerdo por parte del Gobierno, solo ha habido la voluntad de imponer el texto de una ley y un punto de vista: el que el PSOE en primer lugar le ha impuesto al PRC en el seno del Gobierno y el que, ahora, el Gobierno en su conjunto imponer al Parlamento y a la sociedad de Cantabria en su totalidad mediante la aprobación de la Ley”, ha sentenciado Fernández, quien asegura que el PSOE quiere imponer “a la trágala” a toda Cantabria una ley que tiene por objeto revisar la historia para adaptarla a sus pretensiones.

En este sentido, ha indicado que desde la sede nacional del PSOE de Ferraz han dicho que esta ley tenía que ser aprobada e, incluso, la han mandado escrita y por eso contiene tantos errores.  “Esta es la historia de esta ley: alguien desde Ferraz nos ha mandado esta ley para dividir a la sociedad, reabrir heridas y enfrentamientos y reescribir el pasado”, ha considerado.

Y ha criticado la celeridad con la que se quiere tramitar el texto, aun a costa de atropellar las opiniones y los derechos de los demás, para luego dar un plazo de un año para su puesta en funcionamiento. “¿O la prisa es aprobar la ley para poder exhibirla en el Congreso del PSOE de Cantabria?, ha preguntado Fernández a los socialistas.

El portavoz del PP ha subrayado que esta Ley de Memoria Histórica es, desde la exposición de motivos, una revisión del pasado mediante la creación de mitos históricos que persigue adoctrinar y dividir de nuevo a la ciudadanía. “¿Pero por qué esta voluntad de reabrir esto, señores del PSOE, y por qué este silencio señores del PRC?”, se ha preguntado.

Fernández ha insistido en que la Ley de Memoria Histórica y Democrática presentada por el Gobierno de Cantabria “no hay por donde cogerla” como demuestra que regionalistas y socialistas hayan presentado 47 enmiendas a su propia ley, no con el objeto de corregir el documento, sino de “blanquearlo”, porque siguen sin resolverse los grandes asuntos de la ley.

A modo de ejemplo, Fernández ha señalado que donde el texto original contemplaba crear una ‘Comisión de la Verdad’ para que el Gobierno nombre una serie de comisarios políticos para imponer al conjunto de la sociedad de Cantabria aquello de lo que se puede hablar y de lo que no, PSOE y PRC plantean ahora que se denomine ‘Comisión de la Memoria’, pero sin cambiar su esencia. Y ha advertido de que el Partido Popular no participará en el nombramiento de esos comisarios políticos para censurar la libre opinión de los cántabros.

Desde el Grupo Popular se entiende que la ley debe centrarse en la reparación de todas las víctimas y no en perseguir la revancha y, para ello, ha presentado 38 enmiendas parciales que pretenden “desarmar este disparate” con modificaciones sustanciales que pasan por el cambio del título de la ley, el cambio de la definición de las víctimas para atender a todas las víctimas, la eliminación de la denominada ‘Comisión de la Verdad’, la eliminación de cualquier sospecha de que la ley pueda servir para crear chiringuitos financiados por las administraciones públicas y la supresión del adoctrinamiento en las aulas.

Finalmente, el portavoz de los populares ha asegurado que esta ley tendrá muy poco recorrido porque “tan pronto como cambie la mayoría en el Parlamento de Cantabria esta ley se derogará”.

Durante la votación, todas las enmiendas del PP (38), Ciudadanos (38) y Vox (90) han sido rechazadas por la mayoría PRC-PSOE.

El PP denuncia que “PRC y PSOE han dado un portazo al diálogo en la tramitación de Ley de Memoria Histórica