El PP propone abrir un Punto de Encuentro Familiar en las instalaciones del CAIF como alternativa a su cierre

imagen

La diputada Isabel Urrutia pide a la consejera que reconsidere su decisión de privatización y ofrece el apoyo del PP para trabajar por el mantenimiento del centro de acogida Santa Teresa

El PP propone abrir un Punto de Encuentro Familiar en las instalaciones del CAIF como alternativa a su cierre

El Partido Popular ha reiterado su oposición al cierre del Centro de Atención a la Infancia y Familia (CAIF) de Santander y a la privatización de este servicio y ha propuesto a la consejera de Políticas Sociales apostar por el mantenimiento del centro de acogida de menores y la actividad que allí se desarrolla habilitando un Punto de Encuentro Familiar en sus instalaciones.

La diputada regional Isabel Urrutia ha pedido a Ana Belén Álvarez que reconsidere su decisión y le ha ofrecido el apoyo del PP para trabajar en esta alternativa al cierre del CAIF Santa Teresa durante su intervención esta tarde en la comisión de Empleo y Políticas Sociales del Parlamento, donde la consejera ha comparecido a fin de informar sobre el centro, casi cuatro meses después de haberlo solicitado, según le ha afeado Urrutia.

La parlamentaria del PP ha propuesto que abriendo en las instalaciones de General Dávila un Punto de Encuentro Familiar se posibilitaría que sigan destinadas al servicio de atención a menores, con el CAIF allí y la prestación de otros servicios públicos que son necesarios, como es atender la gran demanda de las familias de un Punto de Encuentro Familiar, tal y como piden las memorias fiscal y judicial año a año.

Urrutia ha explicado que el Punto de Encuentro Familiar que el Ejecutivo tiene en la calle Canalejas está “totalmente colapsado” y que las instalaciones del CAIF reúnen las condiciones que requiere este servicio, al tratarse de un amplio espacio con doble entrada. Y, además, “no costaría dinero, porque tiene las instalaciones y tiene los profesionales”, según ha defendido.

La diputada ha señalado que esta opción, en la que su grupo lleva tiempo trabajando, ha sido consultada con trabajadores del CAIF, con los sindicatos y con anteriores dirigentes del Instituto Cántabro de Servicios Sociales (del PP y del PSOE) y coinciden en que podría ser una buena alternativa para las instalaciones.

”Nosotros le pedimos que no privatice el centro de acogida de menores, que no lo traslade y lo mantenga en el CAIF de Santa Teresa y como alternativa le proponemos que abra en esas instalaciones un Punto de Encuentro Familiar”, ha insistido la diputada popular, “para que vea que el PP no está en el no es no”.

Urrutia ha criticado que además el centro se cierre sin que el Gobierno de Cantabria tenga otro uso previsto para esas instalaciones públicas. “Es cerrar por cerrar”, ha subrayado Urrutia, para quien llama la atención cómo el PSOE de Pablo Zuloaga está cerrando lo público “para dar de comer a lo privado”.

Y, en este sentido, ha recordado cómo los socialistas pusieron el grito en el cielo cuando se cerró La Pereda - que no se privatizó, según ha recalcado - por razones técnicas y de seguridad, y luego han terminado “haciendo caja” con ella. Además, ha citado la privatización de la gestión de subvenciones, el cierre frustrado de los centros sociales de mayores, el cierre de los albergues y, ahora, con el visto bueno del PRC, el cierre de un centro público en Cantabria como el CAIF, que tiene más de 20 años de historia, porque no resulta “rentable”.

El próximo viernes los representantes de los trabajadores afectados por el cierre del CAIF también comparecerán en comisión parlamentaria para informar sobre el anunciado proyecto de cierre, a petición del Grupo Popular.

 

El PP propone abrir un Punto de Encuentro Familiar en las instalaciones del CAIF como alternativa a su cierre