Quiñones reivindica a los trabajadores y trabajadoras “porque han sido y son esenciales para la recuperación del país”

010521_FOTO_DELEGADA

24.206 asalariados y 4.329 autónomos recibieron algún tipo de prestación social del Gobierno de España en marzo

Quiñones reivindica a los trabajadores y trabajadoras “porque han sido y son esenciales para la recuperación del país”

La delegada del Gobierno en Cantabria, Ainoa Quiñones, ha insistido en que, desde el inicio de la pandemia, “el Gobierno de España ha creado un escudo social sin precedentes para dar respuesta a una crisis sin precedentes, protegiendo a empresas, trabajadores, autónomos y familias”.

 

Para la delegada, “el Gobierno está demostrando que tiene voluntad y compromiso de no dejar a nadie atrás y de seguir manteniendo en el tiempo las medidas para proteger a todos los ciudadanos”.

 

En este primero de mayo, Quiñones ha reivindicado a los trabajadores y trabajadoras “porque han sido y son esenciales para sacar adelante al país y avanzar en la recuperación”.

 

Para la representante del Estado en Cantabria, han hecho “un esfuerzo para sobreponerse a todas las dificultades que ha puesto la pandemia con mucho esfuerzo fuera el trabajo que fuera el que realizarán”.

 

“Tenemos mucho camino por recorrer para garantizar un futuro mejor que pasa por escuchar las reivindicaciones con el objetivo que debe ser compartido por toda la sociedad, por todo el tejido económico y productivo, de acabar con la precariedad y la desigualdad”, ha expresado.

 

Quiñones ha asegurado que “no habrá recuperación si está no llega a los trabajadores y trabajadoras”, y ese es “el horizonte” con el que trabaja el Gobierno de España “que quiere que salgamos de esta crisis reforzados, y eso pasa indiscutiblemente por poner en marcha las condiciones para crear empleos dignos, estables y transformadores”.

 

ESCUDO SOCIAL “SIN PRECEDENTES”

 

Sobre el escudo social “sin precedentes” puesto en marcha por el Gobierno de España, Quiñones ha destacado que un total de 24.206 asalariados y 4.329  autónomos recibieron en Cantabria algún tipo de prestación social en marzo. En el marco de las medidas extraordinarias aprobadas por el Gobierno de España para hacer frente a la crisis social y económica ocasionada por la pandemia de la COVID-19.

 

En Cantabria, al cierre del mes de marzo, 6.739 trabajadores estaban afectados por un ERTE, esto son 28.808 menos que en el peor momento de la crisis en el conjunto de España, el 30 de abril de 2020, cuando llegaron a ser 35.547.

 

Por lo tanto, un 88,1% de los trabajadores afectados en el peor momento han salido del ERTE. No obstante, hay que indicar que desde septiembre de 2020 a febrero de 2021, como consencuencia de las restricciones puestas en marcha para hacer frente a las sucesivas olas del virus, el número de afectados por ERTE ha ido variando.

 

Por otro lado, un total de 24.206 trabajadores cántabros percibieron en marzo algún tipo de prestación social por parte del SEPE (ERTE, desempleo, etc.), por un importe total de 28,5 millones de euros, de los 6,1 millones se destinaron al pago de prestaciones por ERTE.

 

Desde abril de 2020, el gasto acumulado en prestaciones sociales del Estado en Cantabria ha supuesto 362,1 millones de euros (de los cuales, 121,1 corresponden a ERTEs).

 

Asimismo, desde el inicio de la crisis y hasta el 30 de septiembre, 21.089 autónomos recibieron algún tipo de prestación. A partir del 1 de octubre entraron en vigor nuevas modalidades de prestaciones para autónomos: compatibles con la actividad, por cese o limitación temporal de actividad o por bajos ingresos; que han recibido en marzo 4.329 autónomos cántabros.

 

En las prestaciones, también se enmarca el Ingreso Mínimo Vital del que en Cantabria se han beneficiado en marzo a 2.408 hogares, con 3.738 adultos y 2.963 menores.

 

En cuanto a los avales gestionados por el Instituto de Crédito Oficial (ICO), a 31 de marzo, en Cantabria se han aprobado 12.427 operaciones, que afectan a 7.750 empresas, por un importe avalado de 857,5 millones de euros y una financiación total de 1.100,1 millones.

 

96 MILLONES DE FONDOS REACT-EU Y AYUDAS DIRECTAS

 

Por otro lado, siguiendo criterios relacionados con el impacto de la pandemia en la riqueza y en el desempleo de cada Comunidad Autónoma, Cantabria recibirá 96 millones de euros de los fondos REACT-EU (76,8 millones en 2021 y 19,2 millones en 2022). Estos recursos que forman parte de un paquete de ayudas europeo más amplio, deberán destinarse a reforzar la educación, la sanidad y los servicios sociales, así como para apoyar a las pymes y los autónomos.

 

Además, del total de 7.000 millones de euros de la línea de ayudas directas no reembolsables, Cantabria recibirá 55,4 millones del primer compartimento dotado con 5.000 millones. Estas ayudas tienen carácter finalista y se repartirán entre los autónomos y empresas de los sectores más afectados, cuyos ingresos hayan caído más de un 30% con respecto a 2019, y se destinarán al pago de deudas contraídas con proveedores y otros acreedores desde marzo de 2020.

 

Por otro lado, Cantabria ha recibido un total de 176,8 millones de euros procedentes del Fondo COVID-19, no reembolsables, siguiendo criterios objetivos y cuantificables relacionados con el impacto de la pandemia.

 

Entre otros fondos, a la Comunidad Autónoma le han correspondido 4 millones de euros del Fondo Social Extraordinario para minimizar el impacto social de la pandemia. Asimismo, ha dispuesto de 597.000 euros de becas comedor que están dando cobertura a 800 familias.

 

Quiñones reivindica a los trabajadores y trabajadoras “porque han sido y son esenciales para la recuperación del país”