Oyarbide insta al Ayuntamiento a recurrir la declaración de Bien de Interés Local de catorce casonas de Viérnoles

ubicacion_14_casonas

 “Torrelavega tiene la obligación moral de recurrir el silencio administrativo ante la Consejería de Cultura”, ha señalado el exconcejal Urbanismo y Vivienda 

Oyarbide insta al Ayuntamiento a recurrir la declaración de Bien de Interés Local de catorce casonas de Viérnoles

El que fuera concejal de Urbanismo y Vivienda en la pasada legislatura, José Otto Oyarbide, ha reivindicado hoy en rueda de prensa la defensa del patrimonio arquitectónico de Viérnoles ante a la Consejería de Cultura.

Frente a las “ocurrencias turísticas” recientes, tales como el Parque Acuático del Paleolítico, el albergue Jacobeo, las lanchas eléctricas por el río Saja-Besaya -en la ruta Torrelavega a Suances-, o el banco gigante, a las que ha calificado como “ideas peregrinas e instagrameables”, Oyarbide ha defendido la apuesta por Viérnoles y la Sierra del Dobra como recursos turísticos, naturales y culturales generadores de actividad económica y empleos.

El ex – edil ha instado a la corporación municipal a retomar la iniciativa para resolver el expediente de solicitud de declaración de Bien de Interés Local de catorce casonas en el pueblo de Viérnoles. Iniciado en septiembre de 2017 con la remisión de un extenso informe y detalle de las edificaciones a proteger.

Una vez protegido el Dobra a nivel urbanístico, medioambiental, paisajístico y minero, quedaría por potenciar y proteger el patrimonio histórico y arquitectónico de dicho núcleo rural torrelaveguense. En lo que se estuvo trabajando desde el Ayuntamiento de Torrelavega durante los años 2017 y 2018.

Tras el cambio de legislatura ,nada se volvió a saber al respecto de la declaración de Bien de Interés Local, hasta hace unos días, cuando la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Consejería de Cultura del Gobierno de Cantabria reconoció que no se había dictado ninguna resolución expresa al respecto. Es decir, “ni se ha estimado, ni se ha desestimado, no habiendo informes a favor o en contra”, explica Oyarbide.

Esta situación, añade, implica que se estén realizando obras en estas edificaciones sin contar con el informe favorable del órgano autonómico competente en el patrimonio cultural, que no exista un ámbito de protección en el entorno de dichas casonas, o que los propietarios de las mismas no puedan optar a ayudas públicas para su mantenimiento o, en algún caso, opten a ayudas de menor cuantía.

Ante esta situación, Jose Otto Oyarbide ha señalado que “Torrelavega tiene la obligación moral de recurrir, administrativamente o judicialmente, el silencio administrativo de la Consejería de Cultura, que nunca contestó al Ayuntamiento”.

Además de esto, ha propuesto varias cuestiones para promover a Viérnoles como atractivo turístico local, entre ellas: la creación de un Centro de Interpretación del Dobra, un Plan Especial urbanístico para el pueblo, eliminar los tendidos de cableado aéreo y pavimentar con adoquines algunas calzadas y plazas, y conceder nuevas ayudas directas a los propietarios de aquellos edificios a conservar que además pudieran convertirse en negocios de hostelería.

“El pueblo de Viérnoles puede ser un recurso generador de empleo en el turismo natural, el turismo activo, cultural, patrimonial, arquitectónico, e incluso gastronómico”, ha finalizado.

Oyarbide insta al Ayuntamiento a recurrir la declaración de Bien de Interés Local de catorce casonas de Viérnoles